FANDOM


Fundado y dirigido en su origen por Xenophilius Lovegood, El Quisquilloso es conocido por ser la publicación periodística más honesta y sincera del mundo mágico en el Reino Unido. Su estilo periodístico se sale de las formalidades convencionales, dándose a sí mismo una libertad de expresión, de opinión y de estilo absoluta. En sus orígenes fue una humilde publicación familiar de tirada corta, pero con el tiempo ha crecido hasta convertirse en una empresa en la que trabaja un gran número de periodistas, trasladando su sede a Londres. Para llegar a ella, hay que acercarse a una cabina telefónica cerca de Hyde Park y marcar el número 7777.

Organización Editar

Se rumorea, que los reporteros de El Quisquilloso hacen una vez al mes una reunión en la que cada uno de ellos saca de un sombrero cinco recortes de pergamino con palabras completamente aleatorias, con el objetivo de construir una pequeña historia con ellas, y haciendo al final una votación democrática. El resultado de dicha votación establece el orden de publicación del mes, dando prioridad a los que consigan escribir las historias más surrealistas. Sin embargo, al ser un rumor sin fuente contrastada no puede darse como información oficial. La organización temática interna de la revista sí es algo oficial, dividiéndose en tres núcleos principales:

Redacción de Verdadera Actualidad Editar

Es una sala cerrada con una puerta encantada: si se toca con las manos, te salen pústulas por todo el cuerpo, lo que obliga a abrirla mediante magia. En su interior se almacena toda la información privilegiada y verdadera que llega a las oficinas de El Quisquilloso. El personal que trabaja en la Redacción de Verdadera Actualidad se encarga de publicar toda la información que diarios como El Profeta censuran y sesgan, dando como resultado artículos sin filtro donde todo lo que importa es la verdad del mundo mágico. De aquí salen la mayoría de noticias importantes relacionadas con personalidades de la sociedad mágica o de escándalos ministeriales o escolares, como la revelación del Ministro de Magia como cantante muggle de éxito o de la tiranía y pereza del director de Gringotts.

Para trabajar en la Redacción de Verdadera Actualidad, una de las cualidades que debe tener un reportero es una opinión propia e independiente. De este modo, la predisposición a redactar artículos cien por cien fieles a la información recibida es mucho mayor. En esto también tiene un valor importantísimo la honestidad. Es el departamento del que salen las verdades más importantes y honestas de El Quisquilloso, por lo que es considerado dentro de la propia revista como el corazón de la misma.

Sala de Artefactos Raros Editar

Los reporteros de la revista mágica llevan a la Sala de Artefactos Raros todos los inventos mágicos que llegan a su conocimiento, con el objetivo de analizarlos, estudiarlos, descubrir sus ventajas, sus inconvenientes, sus utilidades, sus fallos, su peligrosidad, su potencial de influencia en el futuro del mundo mágico, entre otros muchos factores. Cuando el análisis ha sido completado y todas las características del artefacto estudiadas, se procede a escribir los artículos que posteriormente serán publicados. Allí fue analizado, entre otros, el giraespacio.

Además de ser un lugar al que los reporteros llevan los objetos descubiertos, es también una sala donde recibir paquetería dirigida a El Quisquilloso. Los periodistas que trabajan en esta sala son, o se rodean, de expertos arcanistas capacitados y formados para tomar medidas de seguridad en caso de recepción de paquetes trampa, objetos potencialmente peligrosos y otro tipo de artefactos que puedan escapar al control de un mero informador. Para trabajar aquí se valora la multidisciplinariedad, siendo importantes la calidad periodística y los conocimientos de arcanismo.

Zona de Información Indeterminada Editar

Es el lugar donde más personal suele reunirse normalmente. A diferencia de las otras salas, de allí no salen artículos y noticias completamente formadas, siendo la sala más distendida y al mismo tiempo más caótica de la revista. Numerosos reporteros se reúnen allí para conversar de forma distendida sobre la información que llega allí sin ser entendida por quien la transmite. El orden de esas conversaciones brilla por su ausencia, es más parecido a un gallinero que a una sala de coloquios. Allí, los periodistas trabajan en equipo para comprender las informaciones inciertas, y lo que no se le ocurre a uno, se le acaba ocurriendo a otro. Cuando se llega a un consenso, o como mínimo a una mayoría razonable, la noticia es exportada al resto de la revista, donde se termina de pulir la noticia, para publicarla.

Dadas las características de la Zona de Información Indeterminada, los reporteros que hacen acto de presencia en ella tienen como cualidad más destacada la visión transversal, además de un alto grado de imaginación. Sólo de este modo es posible descifrar los misterios de las informaciones más extrañas que llegan a aquel lugar, como por ejemplo, las informaciones sobre el hormonoide o sobre los magos que habían creído que les habían robado el sol.